Creciendo con tradiciones del rodeo

Como cada año las competencias estatales llegaron a Abilene y familias de todas partes de Texas arribaron a la ciudad para ver a sus hijos participar en el deporte que tanto les apasiona.
 
El señor Robin García viajó nueve horas desde Lasara, Texas para ver a su hijo competir a nivel estatal por primera vez. Él recuerda cuando su hijo Ernesto García era pequeño, "Desde que estaba chiquito él andaba a caballo y entre el ganado y se enseño a enlazar muy bien." 
 
Por otra parte ésta es la segunda vez que Jordan Puig de Laredo, Texas compite a este nivel, algo que le gusta a su papá. El señor Jay Puig nos comenta, "mi hija esta aprendiendo muchas cosas para la vida y más que nada por eso nos gusta mucho el deporte..."
 
Crecer en un rancho ha llevado sus vidas por el camino del rodeo, lo cual parece algo natural que ellos compitan en este deporte. 
 
Ernesto García, del noveno grado comenzó a montar caballo desde los dos años, "Crecimos en una engorda de ganado y la primera vez que enlace a una vaca tenía como 4 o 5 años me dieron un laso y lo hice bien..." nos dijo. 
 
La joven competidora Jordan Puig también creció en un rancho y aunque este estilo de vida parece privarlas de otras actividades como salir y pasar tiempo con sus amigas ella dice que el rodeo es algo que lleva en la sangre ya que su mamá ha competido en este deporte. 
 
Y aunque entre los premios hay becas universitarias y trofeos, para los padres de estos estudiantes el poder ver que sus hijos compitan, se esfuercen y continúen con las tradiciones de ranchería es suficiente motivo para estar orgullosos de ellos. 

Don't Miss

Trending Stories

Latest News