Frances Baker, diagnosticada con cáncer de mama a los 47 años, no es nueva en la donación de sangre. Como una de las fundadoras de la campaña de donación de sangre del Día de los Muertos, organizada por el Centro de Salud Hendrick y Telemundo Abilene, dijo que haber sido diagnosticada hace más de 15 años la hizo darse cuenta de cómo la donación de sangre salva vidas.

“Poder donar sangre es una bendición, poder compartir su buena salud con alguien que necesita una transfusión de sangre o una transfusión de plaquetas. Cuando tu cuerpo está sano, reconstruyes esa sangre o reconstruyes esas plaquetas en un par de semanas”

Baker dijo que pudo ver por medio de su propia experiencia, cuánto dependen los pacientes de cáncer de las donaciones de sangre. Ella dijo que durante el proceso del tratamiento, es importante recibir el tratamiento a tiempo. Pero para algunos, esto no siempre es posible.

“A veces, si sus recuentos de glóbulos son demasiado bajos o su recuento de plaquetas es demasiado bajo, entonces tiene que esperar. Es como si estuvieras en un reloj de tiempo y cada vez que el reloj de tiempo se detiene, sientes que te estás retrasando en lugar de avanzar,” explicó Baker.

Animando a la próxima generación de donantes de sangre, Baker dijo que estén conscientes de que la donación de una pinta de sangre durante la campaña tiene la potencia de salvar hasta tres pacientes. Estoy muy contento de que la campaña de donación de sangre del Día de los Muertos es una tradición anual y de que el número de participantes aumente a lo largo de los años.

La campaña anual de donación de sangre del Día de los Muertos se llevará a cabo en el Abilene Eye Institute, ubicado en el 2120 Antilley Road, de 10:00 a.m. a 6:00 p.m. el viernes 28 de Octubre.